D shoshonensis.jpg

El Daeodon era un animal bastante extraño que vivió en Norteamérica en el Mioceno inferior. Probablemente era un descendiente gigantesco del Entelodon. Este animal tenía unas patas finas pero con unos potentes músculos que le permitían correr a gran velocidad para perseguir a su presa, terminadas en pezuñas parecidas a la de los cerdos. Tenía un cráneo enorme repleto de dientes enormes y bastante desiguales, pues tenía pequeños incisivos, enormes caninos para desgarrar la carne, y además, molares y premolares para triturar la vegetación, además, tenía dos protuberancias a los lados del cráneo en las que se asentaban unos músculos auxiliares que le permitían abrir su mandíbula hasta 90 grados (si cualquier otro animal hiciera eso, se dislocaría completamente la mandíbula). Existe una controversia sobre su dieta, pues se han hallado restos de rinocerontes como el Aphelops con las marcas de dientes de este animal, pero sus dientes caninos estaban bastante desgastados, quizás porque comía raíces o porque rompía los huesos para acceder al tuétano, que es muy nutritivo. La segunda opción es más posible. Se cree que este animal desapareció por la competencia con el Amphicyon.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.