Borhyaena

El Borhyaena era como un cruce entre un perro y un oso, con la misma variedad de tamaño que estos. Teniendo un cráneo alargado y sólido, unos imponentes caninos y unos fuertes molares prepardos para desmenuzar carne y trinchar huesos. Al igual que el Thylacosmilus, el Borhyaena tenían las extremidades cortas y las patas delanteras enteramente en el suelo, lo que se conoce como apoyo plantígrado, lo que indica que no era un perseguidor.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.